Así conocí a Pablo Escobar… Gabo llega en su momento

38279394_667953720239042_6121975001361940480_n

Noticia de un secuestro llegó a mis manos en el 2007. Recuerdo que iba a terapia a un edificio que estaba sobre Avenida del Mar y por muchos años se le conoció como Integro al grupo de Sicólogos en cuestión. Tenía que salir de Periódico Noroeste e irme caminando hasta la Calle Ferrusquilla para subir al Malecón y arribar a mi destino. Una recepción entre oriental, hindú y minimalista era la primera parada mientras esperaba a pasar con la terapeuta que fue una excelente sicóloga en su trabaja de desenmarañar los laberintos de mi mente. Terminada la sesión, salía del cuarto o área de consulta para regresar a la recepción donde un altero de libros ocupó mi atención. Leí los títulos de todos los ejemplares, Gabriel García Márquez y su novela Noticia de un secuestro capturó mi interés. Se publicó en 1996, está basada en la historia real del secuestro de varias figuras prominentes de Colombia ocurrido durante la época del narcoterrorismo a inicios de los años noventa con la autoría de Los Extraditables donde el líder era… ¿Quién creen? Pablo Emilio Escobar Gaviria, El Patrón del Mal, el Robin Hood Paisa.

Inmediatamente no leí el libro, a la fecha no lo he leído. Aunque el periodismo es mi fuente de saber, no me apeteció leer el ejemplar. Lo mantuve en un libro por varios años esperando su turno. De Gabo pasó La Hojarasca, Cien Años de Soledad, El Coronel no tiene quien le escriba, Memoria de mis Putas Tristes, Crónica de un Naufragio, los tres chingados libros de cuentos que sacó hace como siete años y ni la mitad de su biografía pero Noticia de un Secuestro jamás figuró.

Cuando estaba en su apogeo la serie El Cartel de los sapos yo no entendía que era eso, solo sabía que era una producción colombiana de narcos que en su momento no me interesaba, se me hacía banal, superfluo, aburrido y equis. En el caló delincuencial de Colombia, el término SAPO se usa para calificar a quien se vende con la justicia o delata a un criminal.

Fue hasta el 2017 que por un buen amigo, Bryan Oleta, acepté ver la serie Pablo Escobar: El Patrón del Mal. Me encantó. La historia se basa en el libro La Parábola de Pablo, escrita por Alonso Salazar Jaramillo, periodista, escritor y político que se desempeñó como Alcalde de Medellín durante el periodo 2008-2011 y vivió de cerca el bombardeo de Escobar. La serie de TV, producida por Televisión Caracol, me encantó por la riqueza de los detalles narrativos que maneja, los diálogos tienen continuidad al hacer la trama ágil y te incita a cuestionarte qué pasará en el siguiente episodio. Después me enteré que uno de sus sicarios, John Jairo alias Popeye purgó condena y cuando lo liberaron se hizo YouTuber. El tipo amasó una inmensa cantidad de followers y le dio para escribir un libro llamado Sobreviviendo a Pablo Escobar, lo leí pero está muy exagerado, chilleante, fantasea el autor o quien lo haya entrevistado pero vale la pena leerlo para conocer al sicario que junto a Pinina, Tyson, Arete y etc sometieron con miedo a la autoridad y pueblo colombiano.

Después leí una joyita digna de Mujer Casos de la Vida Real: Amando a Pablo, odiando a Escobar, es un libro de la escritora y periodista colombiana Virginia Vallejo. Fue publicado en el 2007. La autora fue la amante del Capo Colombiano y su asesora en medios de comunicación que hizo un trabajo excelente para generar una imagen de benefactor y altruista con el traficante de drogas antes de llegar al Parlamento colombiano del cual fue expulsado tras la acusación que hiciera el Ex Ministro de Justicia Rodrigo Lara Bonilla tras descubrir el pasado delincuencial de Escobar. Pronto se estrenará el filme Loving Pablo, con Penélope Cruz y Javier Bardem en los roles principales, está basado en el libro del mismo nombre, en inglés.

Incluso en el 2010, vino a Mazatlán Cesar Gaviria, Ex Presidente de Colombia durante los últimos años de Escobar y no le tomé interés a su conferencia organizada por COPARMEX.

Recientemente terminé de ver la serie NARCOS, original de Netflix, donde las tres temporadas se basan en Escobar y el Cartel de Cali, pero es la historia contada por la DEA. La cuarta temporada, que no tarda en estrenarse, se basará en el narco mexicano de los años 80 y 90 con el Cartel de Guadalajara y el asesinato del Agente de la DEA Enrique Camanera.

El último libro que te recomiendo leer se llama En la boca del lobo, autoría de William C. Rempel, la narración está basada en lo que le confió a la DEA Jorge Salcedo, excomandante del Ejército de Colombia y actual beneficiario del programa de protección a testigos de EE.UU.

Los sexenios de los presidentes Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto suman 234 mil 996 homicidios dolosos hasta octubre de 2017, el mes más violento del año más violento del que se tenga registro, de acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) y el Sistema Nacional de Seguridad Pública (SNSP).

De acuerdo a la revista colombiana Semana, durante 20 años Pablo Escobar fue responsable de:

623 atentados que dejaron como resultado aproximadamente 402 civiles muertos y 1.710 lesionados.

550 policías asesinados por Pablo Escobar y el cartel de Medellín. Escobar pagaba en promedio 2 millones de pesos por cada homicidio.

100 bombas hizo estallar el cartel de Medellín tan solo entre los meses de septiembre y diciembre de 1989. Los afectados fueron supermercados, entidades bancarias, colegios, instalaciones eléctricas y telefónicas.

85 bombas detonó el cartel de Medellín entre enero y mayo de 1990 contra las sedes de Drogas La Rebaja, propiedad del cartel de Cali, en Pereira, Cali, Bogotá y Medellín.

10 bombas hizo estallar el cartel de Medellín solo en diciembre de 1992. En 1993 fueron activadas aproximadamente otras 20 en Bogotá y Medellín.

700 heridos dejó el atentado contra la sede del DAS en Bogotá, en 1989. setenta personas murieron.

111 pasajeros murieron en la bomba que detonó el cartel de Medellín en el avión de Avianca en 1989.

15.000 personas murieron, según los estimativos de las autoridades, en los últimos 20 años relacionadas con la guerra contra el narcotráfico. Cinco mil quinientas de ellas entre 1989 y 1993 durante el auge del cartel de Medellín.

El narco terrorismo en México es otro tema a discutir que después abordaré. Por ahora me resta decir que todo llega en su momento. Y esta noche leeré en silencio Noticia de un Secuestro, un libro que después desmenuzaré para ustedes detalle a detalle. Permítanme disfrutar su lectura y tocar fondo de dolor a través de la narrativa paisa.

2 comentarios sobre “Así conocí a Pablo Escobar… Gabo llega en su momento

  1. He de reconocer que he leído el post con cierto interés, aquí en España, el tema es algo confuso, y ni de cerca se asoma al nivel que, por desgracia, ocurre u ocurrió, pero me ha abierto cierta curiosidad por saber más.
    Muy bueno

    Le gusta a 4 personas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s